Aquí empieza TU Nuevo Mundo

Hola, ¿Estáis todos vivos? Jajajaja ¡Fantástico!

Han surgido muchas teorías sobre el final de los tiempos, el Apocalipsis (me pregunto si se habrán perdido los jinetes), la quinta dimensión y el Nuevo Mundo.

Pero yo no os vengo a hablar de aspectos místicos sino de OPORTUNIDADES.

¿Cuántas veces dejas pasar los trenes que te llevarían a donde deseas estar? Deduzco que más de uno te habrá dejado chat@ mientras los veías marchar, a gran velocidad, delante de tus narices.

Mortadelo ¿Qué es lo que te detuvo? El MIEDO. Sí, no hay que ser muy brillante para llegar a esta conclusión. El Miedo me recuerda a un personaje de tebeo, a Mortadelo, porque es capaz de disfrazarse de cualquier excusa para estancarte y amordazarte a tu zona de confort (a lo que estás habituado y te hace sentir SEGURO).

¿Eso es lo que quieres? ¿Quieres seguir estando en “pause” mientras el mundo sigue girando? A ver, no le voy a  quitar la razón a la gente que piensa que es más cómodo estarse quieto… sólo te voy a regalar una acuática metáfora:

El agua forma el 70-80% de nuestro cuerpo (sí, por eso somos blanditos, no como la cáscara de un mejillón) y continuamente, renueva esos fluidos para un buen funcionamiento del cuerpo. ¿Verdad que si no vas al baño a “expulsar” te pones enferm@? Hasta aquí bien, lo entendemos todos. Ahora traslada tu pensamiento hacia un río de cristalina y fluyente agua y, por alguna razón,  unas cuantas ramas y troncos secos obstruyen su continuidad. Se crea un estanque. Al principio, hasta puede parecer bonito, pero al poco tiempo el agua se PUDRE. Bichos, agua enturbiada y olores nauseabundos por doquier.

Las metáforas sirven para hacer comparaciones con tu realidad y mejorarla. Algo que te puede servir mucho y puedes hacer es preguntarte:

¿Con qué aspectos de tu vida identificas al río?

¿Cuál es tu estanque?

¿Qué (o quién) representan para ti las ramas y troncos secos? (Pista: esta suele ser una zona típica para ver “Mortadelos” disfrazados)

Tómate tu tiempo. Aunque parezca sorprendente, no siempre nuestra mente está dispuesta a dejarnos fisgonear en ella. En realidad, hay un par de guardianes en la puerta, bastante mentirosos, que harán lo posible para hacernos mirar a otro lado y seguir atados a lo que en realidad NO NOS GUSTA.

Si buscas un resultado diferente, haz algo diferente.

Albert Einstein.

Aunque no te lo parezca, YA has empezado tu nuevo camino🙂

Ve tomando conciencia de tu realidad, te explicaremos más cositas en el próximo post…

Mientras tanto, GRACIAS por querer ser la mejor versión de ti mismo.

 

¿Te atreves a soñar?

Tenía programado un post un tanto diferente para hoy, y he decidido cambiarlo para compartir con vosotr@s este impresionante vídeo, que en mi humilde opinión, espero que dé la vuelta al mundo :) ¿Me echas una mano?

He de agradecer esta entrada a Christine Funfrock y a la Comunidad Mami emprendedoras 2.0 (Si eres mamá y emprendedora, a qué estas esperando visitarla? )

¿Quién eres tú para ti?

Imagen

¿Quién eres tú para ti?

Personalmente,  me parece una pregunta para contestarla con tiempo.

Acostumbramos a pensar que sabemos quienes somos, y en realidad, hablamos de lo que piensan los demás que somos. Como si fuéramos  un pavo que engulle por un embudo, literalmente nos tragamos lo que dice el resto del mundo de nosotros.

Es como si toda nuestra vida ocurriera en un cegador salón de espejos. Sólo vemos lo que nos reflejan, lo que nos dicen, lo que hacemos bien, lo que hacemos mal, nos adjetivan (o nos cuelgan el “SanBenito” como dice mi madre), etc.

Y nos lo creemos. Sin más! ¿Para qué darle vueltas, verdad? Ya nos está bien así. O no.

¿Qué tal te sienta si te digo que te has identificado con unos espejos que distorsionan la imagen?

¿Qué tipo de persona te devuelve?

Y en el mejor de los casos, en que te hayan devuelto una positiva proyección de ti mismo, ¿A la práctica diaria, es real? Te confieso un secreto, entre esos reflejos que usamos para formar nuestra identidad, se cuelan unos hilos negros que tejen nuestra red de creencias limitantes. Los “no puedo”, “no sé” “no soy capaz de”, “no valgo para” y un larguísimo etcétera. Esa fina malla es lo que te comprime, lo que no te permite desplegar todo tu potencial y conocer quién eres realmente.

En tu mano está seguir siendo quien supuestamente eres o SER TÚ :)

Imagen

Descúbrete…

…Antes de arrepentirte de no haberte descubierto.

Bienvenid@

welcome

Os presento el blog de Creix Coaching!

Un lugar para encontrar preguntas. ¿Preguntas? ¡Pues yo buscaba respuestas! Bien, vas por buen camino, sólo que en dirección contraria: las respuestas no están ahí fuera como en Expediente X, están dentro de ti.

Espero que disfrutes de tu viaje y me hagas saber lo que opinas de lo que encuentres por aquí.

Un Abrazo,

Creix🙂